Directora ejecutiva de la Red de Equipos de Prevención del Suicidio: “es necesaria la prevención y que empecemos a educar a las personas”

En el marco del Día Mundial de la Prevención del Suicidio, la Red de Equipos de Prevención del Suicidio (REPS) y la agencia de investigación Datos Claros, publicaron los resultados de la encuesta "Conducta suicida en Chile 2020" a más de 2 mil personas sobre conducta suicida.

Según nos explica Claudia Baros Agurto, psicóloga y Directora ejecutiva de la Red de Equipos de Prevención del Suicidio REPS, el objetivo de realizar esta encuesta fue reunir datos actualizados sobre la conducta suicida en nuestro país, que tiene que ver con el pensamiento e intención de suicidarse, lo que es previo a un suicidio consumado.. 

“En Chile los datos que existen sobre este tema son sobre suicidios consumados y además son de 2017, donde hubo 1878. Entonces estamos atrasados en los datos (…) También, sabemos por otros países, que la conducta suicida en pandemia ha aumentado, entonces queríamos saber si en Chile eso ha pasado”, dijo Baros a nuestro Observatorio de Educación y Bienestar Socioemocional y Sexual. 

Para la Directora ejecutiva de REPS, uno de los datos más alarmantes arrojados por la encuesta, es que quienes intentaron suicidarse, no buscaron ayuda por miedo a admitirlo o contarlo. 

“Ya es alarmante que 1 de cada 2 personas haya pensado en suicidarse, que el 66% de la población general haya querido alguna vez no vivir o que 1 de 5 personas declare que lo ha intentado. Pero lo que más nos llama la atención es que 1 de 2 declaran no haber pedido ayuda cuando ha presentado conducta suicida, principalmente porque le da miedo admitirlo y contarlo", aseguró la psicóloga  Magíster en prevención, intervención y post intervención de la conducta suicida.

Y agrega que "entonces, eso a nosotros nos reafirma nuestra labor de visibilizar el suicidio y romper el estigma, porque en la mediada que eso ocurra la gente se atreve a pedir ayuda”.

Conducta suicida: una pandemia silenciosa

En cuanto al análisis que se puede desprender de los datos arrojados por esta encuesta, Claudia Baros indica que durante la pandemia de Covid-19, la conducta suicida ha aumentado principalmente en adultos mayores (personas mayores de 60 años).

“Ahora se corrobora que con la pandemia es cuando más aumenta la conducta suicida. Esto es un llamado a cuidar de nuestras personas mayores. Entender que el aislamiento hace que la conducta suicida se intensifique”, agrega.

A su vez, enfatiza en que con estas cifras tan alarmantes, “es necesaria la prevención y que empecemos a educar a las personas sobre el tema (…) Necesitamos hacernos cargo del problema de una manera real y entender que esto también es una pandemia pero más silenciosa”.

En esta línea, la psicóloga explica que la manera adecuada de contener a una persona que presente conductas suicidas es “prestarle escucha sin juzgar, validando lo que siente con una contención cálida, disponible y ayudándolo a buscar apoyo en salud mental lo antes posible (… ) Es importante entender que la conducta suicida se supera con el apoyo de otros”.

Es por esto que Baros hace hincapié  en la importancia de la prevención, sobre todo en lugares de estudio y trabajo y . 

“El 20% piensa que en la prevención del suicidio deben estar implicados los lugares de estudio y trabajo. Esto es un llamado a que se hagan cargo de la prevención y no sientan que tiene que ser una tarea que debe hacer otro. Sobre todo, considerando que el suicidio es la segunda causa de muerte en los más jóvenes y que por cada suicidio consumado, se habla de 200 intentos que no se consuman”, finaliza. 

Revisa algunos de los resultados publicados en este LINK.